Televisión Ultra-pionera

En el departamento de I+D de RTVE pueden estar pletóricos. Han comenzado las pruebas vía satélite del primer “canal” español en Ultra Alta Definición —TVE-4K, en Hispasat— con el aval de la Unión Europea de Radiodifusión y la colaboración de Abertis Telecom, las Universidades Politécnica de Madrid y Ramón Llull de Barcelona y varias empresas destacadas de la industria audiovisual.

Logo de TVE-4K
Estas emisiones son las primeras en Europa que, además de utilizar un satélite comercial, ponen a prueba las condiciones reales de difusión y recepción. Es decir, se realizan casi como si fueran dirigidas al usuario final… aunque todavía haya muy pocos receptores domésticos capaces de descodificar estas señales. Ya se habían realizado otras pruebas vía satélite, como las de Eutelsat, pero eran más “preliminares” y dejaban un poco al margen su aplicación práctica. Ésta es una buena noticia: hoy cualquiera con el equipamiento necesario (antena parabólica orientada a Hispasat y un ordenador o receptor compatibles) puede ver el progreso del experimento. La otra noticia es que no sólo se está probando el códec HEVC —aún en desarrollo y para el que prácticamente no existen equipos— sino que se está demostrando la vigencia del vídeo codificado en H.264, que pese a ser un formato más antiguo ha resultado servir para la televisión en UHD.

Satélite: Hispasat a 30° Oeste
Estándar de transmisión: DVB-S2
Frecuencia: 10.810 MHz Polarización: Horizontal
Velocidad de símbolo: 29.990, Corrección de errores: ¾
En abierto
·

Y ¿qué se está emitiendo? Pues este videoclip (seleccionad calidad original) de poco más de cuatro minutos de duración que, sobre música clásica y new age, combina planos de la playa, el skyline y el casco urbano de Barcelona, de día y de noche, grabados a finales de enero con una cámara F65 de Sony proporcionada por la productora Ovide. Un montaje (postproducido por el puntero estudio barcelonés Apuntolapospo) que pone a prueba los equipos de la cadena de transmisión y recepción ante distintas variaciones de luz y movimiento.

(Pincha en cada imagen para verla en su resolución original)

20130309-TVE4K-13-S 20130309-TVE4K-15-S

El vídeo, con una resolución de 3840×2160 píxeles, sigue el estándar UHD-1 para emisión de TV (el formato 4K para cine y producción televisiva es de 4096×2160). Y, de momento, se está emitiendo comprimido en H.264 (en los próximos días se deberá probar también el comportamiento del HEVC en transmisión/recepción). La tasa de datos nominal es de 35 Mbps, pero el bucle alcanza picos de unos 50 Mb por segundo cuando se transmite a máxima calidad, una capacidad que sólo el satélite puede ofrecer con facilidad.

20130309-TVE4K-Bitrate

El audio es ciertamente menos vanguardista y actualmente va codificado en MP3 a 320 Kbps (sí, el mismo formato de los reproductores portátiles de música). Esto es curioso, porque el MP3 ni siquiera es el estándar “mínimo” empleado en televisión, que sería el MP2… y menos en televisión de Alta Definición (aquí lo suyo sería un Dolby Digital E-AC3).

20130309-TVE4K-Analyzer

Estas pruebas de emisión al público llegan después de los tests internos llevados a cabo el verano pasado en Italia por el grupo de estudio de la UER Beyond HD, donde se pusieron en práctica la captación, edición y transmisión de vídeos 4K en las cadenas de televisión, con el apoyo de la RAI y France Télévisions, sobre tecnología aportada por diveras firmas europeas (la francesa ATEME, sobre todo). Entonces se grabaron y montaron los primeros vídeos en resolución 4K con 50 imágenes por segundo (también con las pioneras cámaras F65 de Sony) y se vio que las redes profesionales de producción–distribución de esos materiales requerían de velocidades de datos cercanas a los 10 GB por segundo. Ahí se impulsó el reciente Códec de Alta Eficiencia (HEVC, por sus siglas en inglés) como compresor “oficial” para esta nueva generación de vídeo. Y se adoptó definitivamente el formato UHD-1 (inicialmente desarrollado por los japoneses), como norma para la nueva televisión europea.

El mismo montaje que se está emitiendo ahora por Hispasat ya pudo verse en febrero en Barcelona, en las exitosas pruebas de la siguiente versión de televisión digital terrestre (DVB-T2) que España deberá adoptar en los próximos años como ya han hecho otros países (Reino Unido e Italia empezaron a hacerlo allá por 2010). Estas transmisiones barcelonesas también fueron pioneras: era la primera vez que se emitía Ultra Alta Definición por vía terrestre en Europa, y los asistentes a la Mobile World Conference pudieron disfrutar de estas bellas imágenes en pantallones de 84 pulgadas.

20130309-TVE4K-12-S20130309-TVE4K-16-S

La experiencia con el UHD-1 en Hispasat se enmarca dentro del compromiso de servicio público de RTVE y se considera decisiva a nivel internacional como uno de los últimos escalones para regular la televisión del futuro más inmediato, pues la UER ha tomado ya este estándar como relevo de la Alta Definición actual.

Estas pruebas deberían servir, además, para ahorrarnos confusiones y sorpresas desagradables a los consumidores: esta vez parece que no habrá distintos sistemas compitiendo entre sí, como tantas veces ha ocurrido desde la guerra entre VHS y Beta y que recientemente hemos sufrido con el Blu Ray vs HD-DVD o con las distintas tecnologías de vídeo y televisión en 3D.

Los expertos más optimistas auguran que en cinco años tendremos más de cien canales en Ultra Alta Definición, y Credit Suisse pronostica que la expansión de esta tecnología será más rápida que la de la Alta Definición. De momento, y recogiendo los frutos de las pruebas en Hispasat, el competidor satélite Astra apunta que está preparando un canal en 4K. Y plataformas como Netflix o la alemana Sky anuncian que en uno o dos años estarán ofreciendo contenidos en este nuevo formato.

EDITO 18/03/2013:
Astra anunciará oficialmente esta semana sus planes para su canal de UHDTV, y ya sabemos que el vídeo irá codificado en HEVC. Tiene sentido, porque pese a los buenos resultados de la pruebas con H.264 en Hispasat, su sucesor es mucho más eficiente.

Pero la historia no acaba aquí: los japoneses ya están desarrollando el 8K que, con imágenes de 7690×4320 píxeles, tendrá aplicaciones sobre todo para cine y pantallas gigantes (tales resoluciones desafían los límites de la vista humana y son casi “impracticables” en los tamaños de las pantallas domésticas).

Anuncios
Etiquetado , , , , , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: